domingo, 26 de octubre de 2008

pse

perdido, perdido en las lineas que separan las palabras bonitas de las feas.
descolocado en el mundo de barreras inexistenten que separan lo correcto de lo incorrecto, lo que suena bien de lo que suena mal.

razonando, fuera de recipiente, sobre las oscuras sendas que conducen a la base de las frases-mal-construidas que mueven el mudo.

me encuentro, una vez más, solo ante el peligro que reprensentan para mí esas palabras que tanto pronuncio y tan poco me gusta pronunciar.

es, una vez más, la sensación de llegar al limite, la estupida e incomoda sensacion que te lleva a pensar que el calor condensado de tu cuarto se las está apañando para violarte; el miedo irracional a que la almohada cobre vida y venda de plató en plató todas las lágrimas que, por muerta, le confesaste.

en defintiva, me encuentro, por enésima vez, a trapado entre las cuatro paredes azules que sellan mí soledad. me agobian, me hacen sentir inutil, me hacen querer gritar sin intentar siquiera explusar aire.

me lleno de contradicciones, las palabras se me atascan antes incluso de formarse en mis pulmones. cuatro o cinco preguntas van tomando forma en mi cabeza, todas relacionadas con lo mismo, pero todas demasiado diferentes para poder encontrar la respuesta en el enunciado de la siguiente.

y es demasiado, siempre lo es, y nunca se hace nada, la vida se atasca, se enquista y se retuerce sobre la misma grieta (llena de mierda) de siempre ¿y que se puede hacer?

esta noche, con ganas de decir, con ganas de contar, con ganas de transmitir, y sobre todo, con muy pocas ganas de hablar, tengo ganas de saltar tan alto como para tocarle el culo a la luna, que ya está bien de estupideces, ya esta bien leches, ya esta bien.

y como no, al meterme a la cama una pequeña pantallita, timida pero igual de puta vendrá a recordarme el mensaje de buenas noches de siempre: "error de rebundancia ciclica"
_____________________________________________________
-pero será puta!
-que pasa?
-la maquina de verdades esta de mierda, que se ha tragado mis dos utlimas mentiras

lunes, 20 de octubre de 2008

recuerdo

cierro los ojos y me adentro en la oscura senda que me conduce hasta tu recuerdo
camino despacio pues temo lo que me pueda encontrar en el camino
el paisaje es precioso, pero de la misma manera en la que crece la belleza de este, mi angustia va en aumento.

ya debería estar aquí.
en la cima de esa hermosa roca, el los pies de ese antiguo castaño, o en las aguas de ese lago que refleja la pálida luz de la luna.

pero, ¿qué es de ti?
¿acaso a llegado el momento en el que me dejaras del todo?

primero se fueron tus besos
les siguieron tus abrazos,
y a estos tus caricias.
después, después desapareciste tú.
¿y ahora?
ahora también me vas a despojar de tú recuerdo.

me duermo en mi propio sueño, frío y solo.
y mi corazón no sangra, no llora, no sufre. Por que un corazón no puede sangrar, no puede llorar, no puede sufrir, por una herida de la que ya no tiene constancia.

servidor.


¿quien soy yo?

esa es una pregunta que, nos dicen, es importante.

yo no seré menos y me comeré el tarro tanto o más que el resto por resolver esa pregunta.

pero tengo ganas de rebelarme, rebelarme y gritar que tal vez no
me importe tanto como o quien soy. que tal vez me toque más las pelotas no saber por qué lo soy.


¿soy la misma persona que aparece en esa foto?

muchas cosas han cambiado desde que fue tomada, altibajos los ha habído a
millones, pero al margen de eso, al margen de lo que haya podido cambiar dentro de mí ¿cuantas personas se han cruzado conmigo desde entonces? ¿cuantas me han retocado con sus suspiros? ¿cuantas de ellas me han dado un poquito de si mismas para llevarse, a cambio, alguna parte de mí?

son muchas las preguntas que, como esa, deciden hacer un tour por mi mente.

por desgracia para mí, suelen tener vía libre para pasearse por casa Mente, y es, enconces, cuando uno empieza a reflexionar sobre la locura.

he de reconcer que ya aburren los "estoy harto" los "estoy cansado" los "a tomar por el culo" todos sabemos que no nos vamos a suicidar, somos conscientes de que no vamos a tirar la toalla.
aun y todo es imposible, pero imposible del todo,
no sentirse del todo mal de vez en cuando.

pero me voy del tema, locura. alguien me explica, por favor, ¿cuando coño se considera que alguien está loco?

es más, ¿alguien seria capaz de decirme que demonios es eso a lo que llamamos locura?
por supuesto que no. porque la locura es otro de los vacios que tenemos en la lengua.
¿cuantas sensaciones/sentimientos hay que carecen d
e nombre? ¿miles? ¿cientos? ¿millones?
bueno, tal vez solo sea uno. pero tranquilos, que nadie le pondrá nombre (sí gu, hablo de ese sentimiento).

pues con la locura tres cuartos de lo mismo. nadie, jamás, le podrá la definición. por vagancia, por miedo o por que yo que se que leches. (que de ques ¿no? )

en fin. que loco no estoy, ni lo estaré a este pas
o. lo que si que veo cada día más cerca es la tranquilidad.

hoy me he encontrado unas cuantas fotos algo viejas. realmente no sé si se pueden considerar viejas o no, es solo que son de cuando yo no era yo. son de cuando aun era un apéndice de mis padres, o tal vez de cuando empeé a dejar de serlo. en definitiva fue un buen mal viaje.





como me pasa siempre que escribo algo largo y sin fundamento voy perdiendo poco a poco ( o a marchas forzadas) el hilo de la cosa infumable que estoy escribiendo, pero esto me empieza a parecer dibertido porque, en parte, es una forma de encontrame a mi mismo.

amparito nos dice que no se puede pensar sin palabras, a lo que yo empiezo a renegar. ¿no será que lo que nos quieren decir es que no se puede refelxionar sin palabras? al fin y al cabo, no necesito palabras para pensar lo bueno que estara el pastel del postre, y tampoco hacen falta palabras para pensar lo triste que estas, ni lo contento, tampoco hace falta pensar para hablar(en algunas ocasiones) .

¡pero da igual!
y esta es la mejor parte de la vida. da igual, es absolutamente indiferente. ¿que coño importa estar loco o no estarlo? ¿que coño importa tener dinero o no? ¿que importa viajar o no hacerlo?

¿que? ¿os suenan raro estas preguntas? normal. porque si que importa, porque no da igual.

todos deseamos, tenemos expectativas. pero nos engañan/mos, como siempre. y esque se puede vivir sin excetativas. y que nadie me venga con la gilipollez de que no tener expectativas ya sería una porque le parto la cara, que no estoy de humor para los errores de la lengua, ¡que yo no la hice coño!

y bueno, para terminar con esta basura, que tengo ganas de irme a la piscina diré que me muero de ganas por volver a la autocarabana que mis padres vendieron. echo en falta viajar. tengo mono de piedas, absorber, sentirme perdido entre las calles de una ciudad que nunca he pisado.

echo en falta sentir que no importa no saber quien eres, porque es algo tan irrelevante para la gente que te rodea que no es importante ni para ti.
_____________________________________________

soñando que me fundo con el entorno. soñado que no soy más que un poste electrico.

domingo, 19 de octubre de 2008

Fireworks


Te sentaste junto a ella en aquel descampado.
el cielo lucía un vestido estrellado, la luna, traviesa, había decidido que esa noche no iba a dormir.

yo me escapé por la ventana y busqué un hueco cómodo entre la gente.

nadie me veía, lo cual era muy útil, aunque tampoco hubiera sido difícil pasar inadvertido aquel día.

empezó el expectáculo, miles de cohetes estallaron a la vez, luces, fuegos, ruidos, vibraciones, magia, pólvora.paz.

os busque, en silencio, mientras la gente desaparecía a marchar forzadas. vosotros, quietos.

me senté junto a ella mientras el ultimo cohete, rebelde, comenzaba su ascensión al reino de Dios.

a la vez que estallaba acerque mi boca a su oído, y muy suave le susurré:

-nuestro cohete sí decide donde ir a morir.

tú, le besaste.

martes, 14 de octubre de 2008

Tango.


Al son de un tango argentino, haciendo de los silencios en exceso las sonrisas necesarias.

A golpe de piano y tacón,, combiertiendo cada nota en una nueva palabra, cada gesto en una nueva sensación

contemplando como bailas, sola, esa pieza que compuse para dos, disfrutando de los movimientos autosuficientes que tus piernas enlazan al aire.

barriendo, al ritmo que marcan los vuelos de tu falda, los restos de la rosa que tu rostro no consideró digna de morder.

sábado, 11 de octubre de 2008

cuestión de lapicero


-eh, hazme una pregunta sin respuesta

-bien ¿me pasas el lápiz por favor?

-…

-te he dicho el lápiz.

-y yo que me hicieras una pregunta sin respuesta.

-¿acaso has respondido a mi pregunta?

-no, pero… el ejercicio no era así…

-ya, era solo para que vieras que yo soy más listo, ¿a que jode?

-¿Por qué no nos haces un favor y te tiras por la ventana?

-¡con el frío que hace! quita, quita. Anda, vamos al laboratorio que llegamos tarde.




Dejó caer el lápiz sobre la mesa y, tras el golpe, la tinta comenzó brotar de la mesa herida de muerte.

viernes, 3 de octubre de 2008

My strawberry cheesecake

Las primeras hojas muertas empiezan a caer, llega octubre, mi querido octubre, dicen que no es un buen mes, yo opino lo mismo, en cambio, me parece bonito.


Sí, me gusta octubre, tal vez sea solo como suena, o quien sabe, tal vez solo sean los anuncios del corte ingles. Pero me gusta octubre.


Con octubre vuelven las lloreras, las depresiones y el frío. Vuelven, cada año más fuertes que el anterior, las ganas de tenerte a mi lado.


Bien es cierto que no sé quien eres, y por tanto tampoco se como eres ni como buscarte, pero ¡ay! Como te hecho en falta.


Supongo que este mes pasará como los otros, semana a semana y día tras día, completamente ajeno a mí, pues me perderé en la rutina de unas clases sin substancia que se encargarán de condicionar mi futuro.


En parte no me preocupa. Al fin y al cabo solo es un año más que pseudo-tiraré por la borda. Y esto suena más dramático de lo que en realidad es, pues. Decir que te hecho de menos puede que sea demasiado.


Al fin y al cabo, y ahora que lo pienso no te hecho de menos a ti, sino a lo que pudo haber contigo (¿se puede usar esa forma verbal con alguien a quien no conoces?)


Y es curioso, pues no tengo ganas de gritarte y pegarte por no estar aquí, simplemente suspiro, suspiro y lo hago como sin ganas, porque lo siento pero poco y créeme que es difícil de explicar.


Será que no tengo ganas de vivir una novela sino de tener algo parecido a una vida real. Puede que sea que tengo ganas de dar una vuelta contigo y disfrutar de ver caer la nieve, o la lluvia o que lo que quiero es reírme mientras corremos para no quedar empapados. Puede que solo quiera tomar un café mientras te miro a los ojos y tú sonríes mientras tomas esto como un reto a ver quien desvía antes la mirada.


Será que el otoño me vuelve gilipollas y que por eso me encuentro falto de cariño, pero no de cualquier cariño, solo de ese que tú puedes darme, claro que ahí tengo un problema, y es que nunca me lo has dado y no estoy muy seguro de cómo era.


Pero de cualquier modo, ¿qué importa todo esto? Siendo sinceros, llegará el invierno y no habrás llegado (entre otras cosas porque no habré salido a abrirte la puerta, y sí, fui yo quien rompió el timbre de tanto comprobar que funcionaba.) de modo que lo pasaré umbrío y cabizbajo, intentando romper la acera a cada paso que doy, por si por un casual, la tierra, enfadada por el golpe, decidiera tragarme.


Y tras el invierno llegará la primavera. Donde lejos de quererte a mi lado, negaré haber rezado por ti y, una vez más le gritaré al cielo lo bien que se está solo, lo feliz que me encuentro siendo dueño y señor de lo que hago y lo que pienso. De no tener que medir mis acciones.


Y, si por algún casual piensas que es mentirá, te diré que no, que es que soy así, 4 personas en el cuerpo de uno, y eso porque no hay más estaciones.


El verano me lo guardo para mí, y por el momento, me dedicaré a mirar por la mirilla, que si te da por llegar me gustaría verte antes de correr al baño a arreglarme, pues es muy probable que tarde tanto que cuando salga a por ti tú ya no estés.


I miss you, my sweet strawberry cheesecake